Los mapas geológicos, son herramientas para evaluar los recursos que poseemos, ya que identifican distintas cosas en nuestro planeta, como lo son tipos de rocas, fallas, aguas subterráneas y depósitos minerales, es decir que no solo son importantísimos para construir y evaluar riesgos, si no que también son clave para explotar recursos naturales. Actualmente, la ESA apoyó a una iniciativa para “recopilar, interpretar y divulgar información satelital sobre recursos geológicos y minerales, como minerales metálicos” como expresaron en su portal.

Esto permitió que la empresa alemana de geoinformación GAF ayude a la Iniciativa Africana de Geociencias sobre los Minerales (AMGI), liderada por la Comisión de la Unión Africana y respaldada por el Grupo Banco Mundial, a catalogar los recursos geológicos y minerales del continente. La tarea no fue más llevadera gracias a los datos disponibles de las misiones Sentinel-1 y Sentinel-2 de Copernicus, además de la información de otros satélites como la Misión topográfica Radar Shuttle de la NASA y el satélite estadounidense WorldView-3.

La idea es elaborar mapas geológicos de diferentes zonas climáticas y distintos tipos de geología, especialmente en aquellas áreas donde los datos son escasos, poco detallados u obsoletos. Los resultados iniciales mostraron que mientras las zonas áridas y semiáridas pueden cartografiarse con precisión, las áreas tropicales presentan mayor dificultad debido a la vegetación que recubre el terreno. Allí se usaron datos de radar y de elevación.

Los resultados del proyecto muestran que la combinación de imágenes por satélite con datos geofísicos ya existentes constituye una forma rápida, útil y eficiente de apoyar la producción y la interpretación de mapas geológicos a todos los niveles. Además, estos resultados son importantes porque se prevé que disponer de un catálogo geológico preciso y completo atraerá a futuras inversiones en África.

Fuente.