DarkSat, el modo oscuro de los satélites Starlink.

Agustin Ollarce

A estas alturas, sin duda has oído hablar de Starlink. La constelación de mega satélites de SpaceX se ha convertido en un elemento permanente en nuestros cielos últimamente. ¿Pero has visto la supuesta “oveja negra” del rebaño, DarkSat?

Hasta ahora, SpaceX ha lanzado 182 satélites Starlink en tres lotes (es decir, tres veces sesenta, más dos satélites de prueba iniciales), y para fines de 2020, SpaceX agregará casi 1600 satélites más. SpaceX solicitó 12,000 satélites para completar la constelación inicial. Esos números también aumentarán hoy, con el lanzamiento de Starlink 3 (lote número cuatro).


Los dos primeros satélites de prueba Starlink están listos para su lanzamiento. Crédito: SpaceX

Starlink busca proporcionar acceso global a Internet con una latencia (tiempo de retraso) de 25/35 milisegundos, con velocidades de conectividad comparables a las de cable y fibra óptica existentes con servicios a partir de finales de 2020. SpaceX anunció recientemente que los usuarios de Starlink se conectarán con el servicio a través de un Antena ‘UFO on a Stick’.

La realidad es que las “constelaciones de mega satélites” como Starlink ha alarmado a la comunidad astronómica y ha generado controversia. ¿Las estrellas artificiales pronto superarán a las reales en el cielo nocturno? Esto también se produce cuando proyectos como el Large Synoptic Survey Telescope (LSST) se pondrán en línea en los próximos años. Y está configurado para ver la primera luz en 2022. Y con quien más se genera conflicto a futuro.


60 satélites Starlink, apilados en un carenado de nariz para su lanzamiento. Crédito: SpaceX

El ascenso de DarkSat.

SpaceX hizo un esfuerzo para abordar el problema durante el lanzamiento en noviembre y declaró que pintaron uno de los nuevos satélites Starlink en negro en un esfuerzo por reducir la reflectividad. Hasta la fecha, SpaceX no ha publicado imágenes de lo que parece “DarkSat” de cerca.

La identidad del rumoreado DarkSat tardó un tiempo en convertirse en conocimiento general. Por lo general, los objetos en órbita son catalogados por el Space-Track del Centro de Operaciones Espaciales Combinadas de los EE. UU. (U.S. Combined Space Operations Cente, CSpOC) poco después del lanzamiento, pero analizar la avalancha de nuevos objetos generados por un lanzamiento típico de Starlink plantea un desafío único. El tercer lanzamiento por lotes (denominado Starlink 2) que incluyó DarkSat puso 60 objetos en órbita.


Los satélites Starlink recorren el campo de visión de la Cámara de Energía Oscura.
Crédito: DELVE Survey / CTIO / AURA / NSF

“El Large Synoptic Survey Telescope es la más impactada por los senderos brillantes de los satélites debido a su cobertura amplia, rápida y profunda del cielo”. […]”Los Starlinks originales saturarán los detectores”.

Dice Patrick Seitzer de la Universidad de Michigan, en el panel de discusión en la 235ª reunión de la Sociedad Astronómica Americana.

Los satélites Starlink también son mucho más visibles durante el despliegue original que cuando alcanzan órbitas operativas más arriba. La mega-constelación Starlink se desplegará en tres capas orbitales con altitudes operativas de 340 kilómetros, 550 kilómetros y 1.150 kilómetros respectivamente. DarkSat debería alcanzar la altitud y orientación de la operación a fines de febrero de 2020.

Lo que observan los observadores.

En caso de que usted quiera realzar una observación de los satélites, todas las cargas útiles de Starlink están en Heavens-Above tanto en la aplicación como en el sitio web. Esta es probablemente la forma más fácil de atrapar un pase de Starlink. Si tiene el sitio configurado para su ubicación, simplemente busque una serie de pases al amanecer o al anochecer y observe esa región del cielo.

“Por el momento, nada parece diferente entre Darksat y los demás”. […] “Cuando los filmé, las unidades del último lanzamiento eran más brillantes que la magnitud +2, ¡eso es muy brillante!

Dijo el veterano astrofotógrafo Thierry Legault.

Es extraño que esta sea nuestra nueva realidad. Starlink parece ser una realidad moderna para el cielo nocturno, y los rastreadores satelitales de traspatio juegan un papel crucial en documentar exactamente lo que están viendo a medida que las mega constelaciones modernas se despliegan en lo alto.

Fuente.

Next Post

Las ondas gravitacionales pueden confirmar una hipótesis de Stephen Hawking.

Una investigación de la Universidad de Waterloo reporta la primera detección tentativa de estos ecos, causada por una ‘pelusa’ cuántica microscópica que rodea los agujeros negros recién formados.