El sol se despierta, un nuevo ciclo solar.

El Sol ha entrado en su ciclo solar número 25 y está a punto de despertar. Durante los últimos años, nuestra estrella ha estado bastante adormecida, con pocas manchas solares, llamaradas brillantes o eyecciones masivas de plasma magnetizado que emana de su superficie. Este período de tranquilidad se conoce como el mínimo solar, pero las cosas comienzan a calentarse nuevamente.


Impresión artística de Venus, la Tierra y Marte interactuando con el viento solar. Crédito: ESA


Los expertos en el Panel de predicción del ciclo solar 25 anunciaron recientemente que el Sol ha entrado oficialmente en un nuevo ciclo, el 25 desde que tenemos suficientes datos para reconocerlos de manera confiable. Si bien podemos esperar que el clima espacial se vuelva más emocionante en los próximos años, con una actividad máxima de manchas solares prevista para 2025, el panel llegó al consenso de que este próximo ciclo será muy similar al anterior, ambos generalmente más débiles que el ciclo solar promedio.


“Si bien las tormentas solares pequeñas y medianas son más probables durante la actividad solar máxima es importante recordar que los grandes eventos solares individuales, las enormes erupciones y las eyecciones de masa coronal, puede suceder en cualquier punto, independientemente de dónde nos encontremos en el ciclo solar o qué tan fuerte se vuelva el ciclo “.

explica Juha-Pekka Luntama, director de la Oficina de Meteorología Espacial de la ESA.

Si tales tormentas solares impactan la Tierra, pueden crear tormentas geomagnéticas  en nuestra magnetosfera. Si bien son buenas noticias para los cazadores de auroras, estas tormentas pueden interrumpir e incluso dañar las redes eléctricas de la Tierra y los satélites en órbita, y los servicios vitales que brindan.

Ciclo Solar 25

Se determinó que el último ciclo solar, el número 24, terminó en diciembre de 2019, cuando el número promedio de manchas solares de este ciclo alcanzó un mínimo y las primeras manchas solares del nuevo ciclo comenzaron a emerger.


Seguimiento del ciclo solar. Crédito: NOAA.

Se considera que un nuevo ciclo solar comienza cuando las nuevas manchas que emergen en latitudes medias de la superficie del Sol son opuestas en polaridad magnética a las manchas solares del ciclo anterior. Pero debido a que el número de manchas solares fluctúa día a día y semana a semana, los científicos usan un promedio móvil, lo que significa que se necesitan algunos meses para que los patrones claros de actividad se aclaren.

Predecir cuán activo se volverá el Sol en la cima de un ciclo es una tarea notoriamente difícil. Al igual que el clima en la Tierra, los pronósticos solares a largo plazo son difíciles de recopilar, aunque sabemos que hay temporadas generales de comportamiento.


Solar cycle 25 prediction. Crédito: NOAA

Aunque el consenso sobre el ciclo solar 25 es que será similar al anterior, esta predicción viene con más incertidumbre que la mayoría, ya que el ciclo solar 25 se produce después de una disminución general de la actividad solar máxima. En esta etapa, el próximo ciclo solar podría continuar la tendencia a la baja hacia ciclos con una actividad más débil que la media, o podría marcar el comienzo de una serie de ciclos más activos.

Fuente.